La garganta inflamada es un síntoma de diversas patologías y puede causar diferentes molestias. Cuando una persona tiene la garganta inflamada puede sentir síntomas como picazón, dificultad para tragar y tos seca. Algunas enfermedades que pueden provocar inflamación en la garganta son las gripes, la amigdalitis y estar expuesto constantemente al frio.

Los dolores de garganta en su mayoría pueden ser curados con remedios caseros. No obstante, si la inflamación de la misma persiste, se hace necesario acudir al médico. Asimismo, cuando en la garganta se observe presencia de pus, se debe buscar un tratamiento farmacológico con antibióticos, los cuales deben ser suministrados bajo vigilancia médica.

Síntomas de la garganta inflamada

Cómo curar la garganta inflamada en casa

La inflamación de la garganta puede estar acompañada de algunos de estos síntomas:

  • Tos seca, debido al esfuerzo que realiza la persona al toser.
  • Dolor al tragar, puesto que queda muy poco espacio para que la comida pase hacia la faringe.
  • Irritación de garganta.
  • Garganta enrojecida.
  • Cuadro febril.
  • Mal aliento.

Remedios caseros para aliviar la garganta inflamada

Cómo curar la garganta inflamada en casa

Algunos remedios caseros, para aliviar los síntomas de la garganta inflamada se describen a continuación. No obstante, se recomienda guardar reposo durante 3 días, es decir, no asistir al trabajo o a la escuela, en caso de los niños. Esto con el fin de que el organismo aumente las defensas y poder tratar la inflamación en la casa.

Gárgaras

Para realizar las gárgaras se requiere de sal, ya que tiene propiedades antimicrobianas, que permiten eliminar las bacterias que causan la infección. Para ello debes disolver una cucharada de sal en un vaso de agua tibia. Luego realizar las gárgaras dos o tres veces al día, hasta sentir mejoría.

Té de limón

Se recomienda tomar té de limón con miel y jengibre, puesto que estos ingredientes tienen propiedades antibacterianas. Además, el limón contiene vitamina C, que permite aumentar las defensas del organismo. Este té debe ser tomado dos vece al día. Para su preparación se requiere un trozo de limón, jengibre, agua hirviendo y miel. Debes agregar los ingredientes a la taza de agua hirviendo y dejarlo reposar aproximadamente por 15 minutos.

Té de malva

La malva posee propiedades antiinflamatorias, además lubrica la garganta, generando alivio. Para preparar este té solo se requiere de malva y una taza de agua hirviendo. También se puede tomar té de salvia o de malvavisco, ya que también mejoran los síntomas de la inflamación de la garganta.

Batido de fresa

El batido de fresa con miel ayuda a mejorar los síntomas de inflamación de la garganta, debido a su alto contenido de vitamina C. Hace que las defensas del organismo aumenten y reducen la inflamación de la garganta. Para preparar el batido se requiere licuar un vaso de leche con seis fresas de gran tamaño y endulzarlo con una cucharada de miel.

Alimentación

Cuando se tiene la garganta inflamada se recomienda una dieta blanda. Es decir, una alimentación a base de líquidos, purés, sopas en cremas, jugos de frutas, gelatina, helados, entre otros. Esto permite que no duela la garganta al tragar, además permite que la misma sane en un periodo más rápido.

Artículos relacionados

Escribir un comentario